Síguenos

youtube

 

CANCER CUTÁNEO

El cáncer cutáneo es un importante problema de salud. Su incidencia se incrementa anualmente, afectando a personas de todas las edades e incrementándose de forma especial en adultos jóvenes. Si sumamos todos los cánceres de piel su número es superior a todos los otros cánceres del ser humano juntos. Esto explica el interés en las campañas de prevención, diagnóstico y tratamiento precoz.

El 50% de los mayores de 65 años sufriran algun tipo de cáncer cutáneo . El 25% sufrirán 2 o más tumores malignos de piel.

Sin embargo los tumores de la piel son muy diversos y no todos tienen igual gravedad.

Tipos de cáncer cutáneo.

El cáncer cutáneo se puede dividir en 4 grupos diferentes: los carcinomas, el melanoma, el linfoma cutáneo y otros tumores.

Afortunadamente la mayoría de cánceres cutáneos se curan satisfactoriamente en la actualidad. La gravedad de los tumores depende del tipo de cáncer, de su tratamiento precoz y de su localización. De entre todos ellos el que causa mayor mortalidad en nuestra población es el melanoma, tumor derivado de las células de estirpe melanocítica. Este tumor es muy agresivo y es capaz de causar la muerte del paciente si no se extirpa a tiempo al extenderse a otros órganos internos.

El melanoma maligno.

Este cáncer de piel se puede desarrollar a partir de un lunar (nevus melanocítico) presente desde el nacimiento (congénito) o adquirido (desarrollado después del nacimiento). También se puede desarrollar de una zona de la piel sin un lunar como una mancha en crecimiento que después se transforma en un tumor. La incidencia del melanoma en todo el mundo ha crecido de forma alarmante. Se calcula que hasta 1 de cada 50-70 españoles desarrollaran un melanoma a lo largo de su vida en el año 2010.

El melanoma es un cáncer que habitualmente no suele doler ni tener síntomas de alarma hasta que ya se ha desarrollado y se ha extendido a los ganglios linfáticos o a otros órganos a través de la circulación sanguínea. Habitualmente el paciente no piensa que puede ser tan peligroso o no es capaz de detectar su aparición en fases tempranas. Cuando un melanoma se ha convertido en un tumor de la piel palpable o presenta un episodio de sangrado puede ser demasiado tarde. Por este motivo es fundamental su diagnóstico precoz y la extirpación correcta cuando está localizado en la piel.

¿Qué aspecto tiene el melanoma?

El melanoma puede localizarse en cualquier parte del cuerpo aunque es más frecuente en el tronco en los varones, en las extremidades inferiores en las mujeres y en la cara en las personas de edad avanzada. El melanoma puede también desarrollarse en otras zonas como las palmas y plantas de los pies y en las uñas o en localizaciones menos frecuentes como el cuero cabelludo, la zona genital o incluso en órganos como el globo ocular.

Suele iniciarse como un lunar que cambia de color o tamaño o bien como una mancha nueva que crece con un color habitualmente oscuro (marrón o negro) aunque en ocasiones son rosados o rojos. No debemos esperar a que esta mancha presente síntomas como picor, dolor o sangrado para consultar a nuestro especialista puesto que esto puede permitir que se desarrolle un melanoma en estadios avanzados.